XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de argentinos

Chiste de religión

Muere un ciudadano argentino y va al cielo. Un día mientras pasea por los alrededores, se topa con una casa muy pintoresca y decide visitarla. Ahí se encuentra con San Pedro, quien lo saluda y lo invita a un café. Mientras San Pedro trae el café, el argentino observa la casa, y ve que hay relojes por todas partes, y en cada reloj figura el nombre de un país. Intrigado el argentino le pregunta a San Pedro:
- D√≠game, por curiosidad... ¬Ņpara qu√© sirven estos relojes?
- ¡Aaah!, pues verás….. Estos relojes miden las cagadas que se cometen en cada país. Por cada cagada avanzan un minuto.
- Muy interesante, contesta el argentino. Veo que está el reloj de Alemania, Francia, Estados Unidos... y un sin fin de países, pero se detiene con una duda
- Esteee... disculpe que lo interrumpa otra vez San Pedro‚Ķ‚Ķ¬Ņy la Argentina por qu√© no est√°?
- No te fijaste bien,Argentina sí está, lo que pasa es que su reloj lo pusimos en el techo.
- ¬ŅEn el techo?- dice el tipo asombrado.
- Si, es que lo usamos de ventilador

Tags: relojes, argentinos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de amigos

Un gallego le muestra a un amigo el reloj que le regalaron:
- ¡Mira esto!... Mira qué reloj me mandó mi primo: da la hora, los minutos, los segundos, la fecha. Tiene alarma, cronómetro, tiene linterna y radio....-.
- ¬°Excelente, Manolo, cu√°ntas cosas!-.
- S√≠, y mi primo me dijo que me pod√≠a ba√Īar con √©l, pero no encuentro el bot√≥n para que tire agua...-.

Tags: gallegos, relojes

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de vascos, verdes, malos

Arnaldo viajó a Japón y se compró un par de anteojos de gran tecnología que hacía ver desnudas a todas las mujeres.
Arnaldo se pone los anteojos y empieza a ver desnudas a todas las mujeres... est√° encantado. Se pone los anteojos, desnudas, se quita los anteojos, vestidas
- ¡Qué maravilla!
Regresó a Bilbao, loco por mostrarle a su mujer la novedad. Cuando llega a la casa, inmediatamente se coloca los anteojos para ver desnuda a su mujer, María.
Abre la puerta y ve a María y a Joaquín, desnudos en el sofá.
Se quita los anteojos, desnudos, se pone los anteojos, desnudos. Se los quita... desnudos, se los pone... desnudos.
- ¬°Vaya mierda de anteojos nada mas llegar a Bilbao se rompen!

Tags: japoneses

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos

Van dos gitanos por el puente de Triana en Sevilla. Se encuentran de cara a una pareja de Guardias Civiles de los antiguos con dos mostachones grandísimos. Se va uno de los Guardias Civiles para el primer gitano y le espeta:
- Oye t√ļ, ¬Ņc√≥mo te llamas?
- Me llamo Pepe, Pepito, José, Joselito.
Este Guardia Civil ni corto ni perezoso le dice al otro Guardia:
- Dale 4 leches por cada nombre.
La cara del gitano hab√≠a que verla, parec√≠a el mu√Īeco de MICHEL√ćN. En ese momento le dice el mismo Guardia Civil al otro gitano:
- Y t√ļ, ¬Ņc√≥mo te llamas?
El pobre gitano con cara de compungido le dice:
- Mie ust√©, ze√Ī√≥ Guagdia, yo apenas me llamo Antonio.

Tags: gitanos, guardias, policías

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos, ancianos

Una mujer lleva a un beb√© reci√©n nacido al doctor. La enfermera los hace pasar al consultorio. Cuando el m√©dico se presenta, examina al ni√Īo, mide su peso y descubre que esta debajo del peso normal.
Pregunta si lo alimenta con biberón o con el seno materno.
- Seno materno, responde la se√Īora.
- Por favor se√Īora, dice el doctor, desc√ļbrase los pechos.
La mujer obedece, y el médico toca, aprieta, palpa y oprime ambos pechos, en un examen detallado.
Luego le indica a la se√Īora que se cubra y le dice:
- Con raz√≥n el ni√Īo pesa poco, Se√Īora, ¬°usted no tiene leche!
- Ya lo sé. Soy su abuela ¡pero estoy tan contenta de haber venido!

Tags: doctores, bebes

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+