XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de trillizos

Otros chistes

Chiste de animales, buenos

El león se desplaza majestuosamente por la selva.
El mono lo ve venir y sube velozmente a un √°rbol.
- Tranquilo, mono: hoy estoy de buen humor y quiero ser amigo de todos las animales. Si bajas no te haré nada.
- No bajo. No te creo.
- Baja, mono. Quiero ser amigo. Para que veas que no te har√© nada me voy a atar. ¬ŅVes? Ya no me puedo mover. Baja y te saludo.
El mono baja temblando del √°rbol.
- ¬ŅPor qu√© tiemblas? Quiero ser tu amigo.
- Tiemblo de emoción: ¡es la primera vez que le voy a romper la cara a un león!

Tags: monos, leones, selva

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de amigos

Un gallego le muestra a un amigo el reloj que le regalaron:
- ¡Mira esto!... Mira qué reloj me mandó mi primo: da la hora, los minutos, los segundos, la fecha. Tiene alarma, cronómetro, tiene linterna y radio....-.
- ¬°Excelente, Manolo, cu√°ntas cosas!-.
- S√≠, y mi primo me dijo que me pod√≠a ba√Īar con √©l, pero no encuentro el bot√≥n para que tire agua...-.

Tags: gallegos, relojes

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de verdes, animales

En una aldea, un cuervo entra volando en la casa de un muchacho que vive solo, se posa en su hombro y le dice:
-Si me das 10 granos de maíz, ahora y 10 después, cabrón,te consigo una mujer para hacer el amor. Yo sé cuando tienen ganas,
El joven le da los 10 granos de maíz, el cuervo se los come, y le dice el joven.
-Venga, vete a buscar esa mujer.
El cuervo se va volando, se posa en la reja del huerto del joven, pasa una veintea√Īera por su lado y le dice:
-¬ŅUn polvo, Carmi√Īa?
-¬°A tu madre le vas a echar un polvo!
-No te pongas así, bonita, yo sólo digo lo que me dijo el Venancio que te dijera... Por cierto, dijo que te echaría cinco polvetes, yo creo que exagera.
La muchacha, enojada, llama a la puerta de la casa del Venancio, que abre la puerta, a torso descubierto, ense√Īando su musculatura de herrero.
-¬ŅQu√© quieres, Carmi√Īa?
-¬ŅLe mandaste al cuervo decir las tonter√≠as que dijo?
Piénsate bien lo que respondes, ya sabes que mi marido es capador.
-¬°¬ŅYo?! Es √©l, dice que nota cuando una mujer tiene ganas.
-¬ŅTengo cara de pasar hambre?
-¬°Yo qu√© s√©! Una cosa es cierta, a√ļn siendo la mujer del capador, si tuvieras ganas, te echaba media docena.
Carmi√Īa, viendo que el joven est√° como un queso, y que lleva meses a pan y agua, se mete en la casa del Venancio y sale dos horas m√°s tarde. Entra el cuervo y le dice al joven:
-Mis 10 granos de maíz, cabrón.
Venancio le da el maíz:
¬ŅQui√©n te ense√Ī√≥ a decir, cabr√≥n?
-A ti que te importa, cabrón.
Al día siguiente le dice Venancio al cuervo:
-Hoy quiero que me traigas a alguien que sea especial.
-Como t√ļ digas, cabr√≥n.
Poco después llaman a la puerta, Venancio abre a torso descubierto, y en la puerta está una vieja, fea como un demonio, tuerta, coja y jorobada, que le dice:
-Tira para dentro si no quieres que el capador sepa que te tiraste a su mujer-
Tres horas m√°s tarde sale la vieja con una sonrisa de oreja a oreja, el cuervo se posa en su hombro y le dice:
-¬ŅMe tienes el ma√≠z preparado?
-Tengo, cabrón.

Tags: cuervos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+