XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de aeropuertos

Chiste de largos, buenos

Un gallego estaba en el aeropuerto de Barajas. Iba a tomar un avión para visitar GALICIA, cuando una cosa le llama la atención.
Era una computadora con voz, que identificaba a los pasajeros por un nuevo reconocimiento de imagen.
Cuando el gallego pasó,el sistema dijo:
- Francisco Garc√≠a, 52 a√Īos, espa√Īol, casado, bigote, pasajero del vuelo 455 de Iberia.
Impresionado, el gallego se manda para el ba√Īo, se afeita el bigote, se cambia la camisa y camina de una manera diferente, para, fregar al sistema.
Cuando pasa de nuevo por la computadora, la voz le dice de nuevo…
- Francisco Garc√≠a, espa√Īol, 52 a√Īos, ahora sin bigotes y con camisa nueva, pasajero del vuelo 455 de Iberia.
Paco no se da por vencido y se va de nuevo al ba√Īo,
abre la maleta donde tenía, los regalos para María, su esposa.
Se maquilló, se puso una peluca rubia, tacos altos, se pintó los labios, un vestido ajustado y dijo:
Ahora si friego a esa m√°quina y le demuestro que soy m√°s inteligente que ella.
Cuando pasa por la computadora, esta grita…
- Ah√≠ viene de nuevo Francisco Garc√≠a, 52 a√Īos, espa√Īol, trasvesti, y que por tontaco perdi√≥ el vuelo 455 de Iberia.

Tags: gallegos, aeropuertos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de matrimonios, amigos

Un hombre que siempre molestaba a su mujer, pas√≥ un d√≠a por la casa de sus amigos para que lo acompa√Īasen al aeropuerto a despedirse de su esposa que se iba a Par√≠s.
Al despedirse, frente a todo el mundo, él le desea buen viaje y en tono burlón le grita:
- Amor, que tengas buen viaje y no te olvides de traerme una hermosa francesita Ja ja ja!!
Ella bajó la cabeza y se embarcó muy molesta.
La mujer pasó dos semanas en Francia.
A su regreso, el marido otra vez pidi√≥ a sus amigos que lo acompa√Īasen al aeropuerto a recibirla.
Al verla llegar, lo primero que le gritó a toda voz fue:
- ¬ŅAmor me trajiste mi francesita?
- Hice todo lo posible, - contest√≥ ella - ahora s√≥lo tenemos que rezar para que nazca ni√Īa.

Tags: franceses, aeropuertos, amor

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de largos, buenos

En un bar de Villanu√Īo de Valdavia, estaban un grupo de amigos jugando al tute mientras por la tele, en la segunda, estaban dando un reportaje del profesor Coustov, unos buzos se tiraban al agua de espaldas al mar.
Uno de la mesa dice:
- Me gustaría saber por qué los buzos siempre se tiran de espaldas al mar.
Dice otro:
- Se tiran de espaldas al mar porque si se tiraran de
frente, el impacto con el agua les romper√≠a las gafas y podr√≠a da√Īarles la visi√≥n.
Dice 'el Ambrosio':
- Que va hombre! Se tiran de espaldas porque si se tiraran de frente el peso de las bombonas les precipitaría dentro del casco y podrían ser absorbidos por las hélices.
- Que no hombre, se tiran de espaldas porque seg√ļn el principio de Arquimedes (que tambi√©n era buzo), todo cuerpo que se sumerge en el agua sufre un desplazamiento igual al volumen zambullido.
El Aniceto que estaba detr√°s de la barra les dice:
- Pero que torpes sois, hombre: Se tiran de espaldas porque si se tiraran de frente caer√≠an dentro de barco ¬°co√Īo!

Tags: Eugenio, buzos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos, verdes

Un farmac√©utico entra en la c√°rcel y le pregunta su compa√Īero de celda:
- ¬ŅPor que te trincaron?
- Es una historia muy larga.
- Ser√° por tiempo...
- Pues ahí va. Fui al médico a que me recetase la viagra, ya que yo soy farmacéutico, pero honrado. El médico me mandó al urólogo, el urólogo al medico, el médico me mandó a hacer unas pruebas para el corazón. Llegue a casa y me encontré a mi mujer con otro.
- ¬°Y lo mataste!
- No, le di por culo a él y después a mi mujer.
- ¡Te denunció el amante de tu mujer!
- No, pero estaba tan cabreado que fui al urólogo y le di por culo.
- ¡Te denunció el urólogo!
- Que va, se ve que le gustó. Después fui al médico y también le di por culo.
- ¡Fue el médico, te denunció el médico.
- Tampoco, a él también le gustó. Fue un día en el supermercado. Un tipo me pilló mangando una botella de whisky. Quiso convencerme para que no lo hiciera, y yo, le bajé los pantalones y le di bien dado, lo malo fue que a él no le gustó y era policía.
- Menos mal que aquí no hay viagra.
- No me hace falta. Es ver un culo y me pongo palote. ¬ŅEn qu√© litera voy a dormir?
- En la que quieras, yo esta noche no duermo.

Tags: cárceles, policías

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+