XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de argentinos

Chiste de religión

Muere un ciudadano argentino y va al cielo. Un día mientras pasea por los alrededores, se topa con una casa muy pintoresca y decide visitarla. Ahí se encuentra con San Pedro, quien lo saluda y lo invita a un café. Mientras San Pedro trae el café, el argentino observa la casa, y ve que hay relojes por todas partes, y en cada reloj figura el nombre de un país. Intrigado el argentino le pregunta a San Pedro:
- D√≠game, por curiosidad... ¬Ņpara qu√© sirven estos relojes?
- ¡Aaah!, pues verás….. Estos relojes miden las cagadas que se cometen en cada país. Por cada cagada avanzan un minuto.
- Muy interesante, contesta el argentino. Veo que está el reloj de Alemania, Francia, Estados Unidos... y un sin fin de países, pero se detiene con una duda
- Esteee... disculpe que lo interrumpa otra vez San Pedro‚Ķ‚Ķ¬Ņy la Argentina por qu√© no est√°?
- No te fijaste bien,Argentina sí está, lo que pasa es que su reloj lo pusimos en el techo.
- ¬ŅEn el techo?- dice el tipo asombrado.
- Si, es que lo usamos de ventilador

Tags: relojes, argentinos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de buenos, militares

El sargento llevaba a la tropa a una marcha forzadísima de kilómetros y kilómetros.
- ¬° Uno dos, uno dos, uno dos!
Desde el fondo de la fila un andaluz repetía:
- ¬°¬°¬°Eso es, eso es, eso es!!!
- Pero ¬Ņqu√© te pasa, andaluz loco? Estamos hechos polvo y t√ļ encima lo animas.
- ¡No, no! Si lo que digo es que eso es, eso es los que vamos a quedar a este paso: “uno o dos"

Tags: andaluz, sargentos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos

Los indios de una remota reserva preguntaron a su nuevo jefe si el próximo invierno iba a ser frío o apacible.
Dado que el jefe había sido educado en una sociedad moderna, no conocía los viejos trucos indios.
Así que, cuando miró el cielo, se vio incapaz de adivinar qué iba a suceder con el tiempo...
De cualquier manera, para no parecer dubitativo, respondi√≥ que el invierno iba a ser verdaderamente fr√≠o, y que los miembros de la tribu deb√≠an recoger le√Īa para estar preparados.
No obstante, como también era un dirigente práctico, a los pocos días tuvo la idea de telefonear al Servicio Nacional de meteorología.
-¬ŅEl pr√≥ximo invierno ser√° muy fr√≠o? - pregunt√≥.
-Sí, parece que el próximo invierno será bastante frío - respondió el meteorólogo de guardia.
De modo que el jefe volvi√≥ con su gente y les dijo que se pusieran a juntar todav√≠a m√°s le√Īa, para estar a√ļn m√°s preparados.
Una semana después, el jefe llamó otra vez al Servicio Nacional de meteorología y preguntó:
-¬ŅSer√° un invierno muy fr√≠o?
-Sí - respondió el meteorólogo- va a ser un invierno muy frío.
Honestamente preocupado por su gente, el jefe volvi√≥ al campamento y orden√≥ a sus hermanos que recogiesen toda la le√Īa posible, ya que parec√≠a que el invierno iba a ser verdaderamente crudo.
Dos semanas más tarde, el jefe llamó nuevamente al Servicio Nacional de Meteorología:
-¬ŅEst√°n ustedes absolutamente seguros de que el pr√≥ximo invierno habr√° de ser muy fr√≠o?
-Absolutamente, sin duda alguna - respondió el meteorólogo - va a ser uno de los inviernos más fríos que se hayan conocido.
-¬ŅY c√≥mo pueden estar ustedes tan seguros?
- Co√Īo, porque los indios est√°n recogiendo le√Īa como locos!!!

Tags: buenisimos, indios, tiempo, invierno

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+