XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de bicicletas

Otros chistes

Chiste de verdes, animales

Esto es un tío que lleva meses por el desierto montado a camello y claro el tío esta tan desesperado por echar un polvo que se desahoga haciéndose unas pajillas.
Hasta una ma√Īana que decide tirarse al camello porque ya no aguantaba m√°s y lo necesitaba, eso que se va a bajar del camello y se sube a una de sus maletas para inventarlo penetrar y el camello seg√ļn lo nota echa a correr por el desierto y el hombre corriendo detr√°s de √©l, pasan 3 h y por casualidad se encuentra en medio del desierto a una pedazo rubia que tenia el coche averiado, entonces la rubia lo ve y le dice si la puede ayudar, el pajillero le contesta que si y se pone manos a la obra.
Pasan unos minutos, y el tío le dice:
- Ya esta arreglado se√Īorita
la rubia desabroch√°ndose la camisa le dice:
- Muchas gracias caballero, que le apetece que haga para agradecérselo?
Y el hombre contesta:
- Me podrías ayudar a atrapar a mi camello?

Tags: desierto, rubias, camellos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos

Un joven de un pueblo muestra especiales dotes para la m√ļsica. Reunido el Consistorio y no sin influencias de la madre del muchacho, deciden pagarle una costos√≠sima beca para que ampl√≠e estudios en Austria.
A la vuelta de tres a√Īos, regresa al pueblo con los estudios terminados. Se organiza un concierto en el teatro del Ayuntamiento que congrega a todo el pueblo orgulloso de su chavalote.
Comienza el concierto, el muchacho que se hab√≠a especializado en m√ļsica vanguardista, someti√≥ a la audiencia a una interminable serie de sonidos casi insoportables, excepto claro est√°, para su madre.
En el descanso se acerca la madre al Alcalde y le dice:
- ¬ŅQu√© le parece la ejecuci√≥n de mi hijo?
Y el Alcalde:
- Tanto como una ejecución, me parece excesivo, pero unas cuantas ostias no se las quita nadie cuando acabe el concierto.

Tags: m√ļsicos, m√ļsica, madres

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+