XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de cachas

Chiste de largos, buenos

Iban 2 mujeres por el supermercado, cuando de repente chocan sus carritos. Una de ellas y dice:
- Ops! Perdona, no te vi, iba distraída buscando a mi marido!
- Uuuiii! Yo también estaba buscando el mio...
- Si? Y como es?
- Ah! Es alto, moreno, ojos verdes, lleva unos vaqueros ajustados que le marcan su lindo culito y sus fuertes piernas. Una camiseta blanca, dejando a la vista sus musculosos brazos y resaltando sus pectorales trabajados.
- Y el tuyo?
- El mio que se joda! Vamos a buscar el tuyo!

Tags: feministas, supermercados, cachas, buenisimos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de animales, largos, buenos

Un tipo va al África y, para no sentirse tan solo, decide llevar a su perro, un chihuahua mariquita. El primer día del safari, el animal, muy contento, se pone a corretear detrás de las mariposas y cuando menos se lo esperó ya se había separado del grupo.
El chihuahua, desesperado, empezó a buscarlos cuando, en eso, ve que una pantera muy enfurecida se dirigía hacia él dispuesta a comérselo.
Asustado, rápidamente piensa qué hacer; ve unos huesos que estaban junto a él y los empieza a morder con mucha ferocidad. Justo cuando la pantera lo iba a atacar, el perro exclama:
- ¡Mmmmmm, qué rica pantera me acabo de comer!
La pantera, al escuchar eso, se frena con estruendo y huye muy asustada mascullando:
- ¡Jodido perro, por poco me come a mí también!
Pero arriba de un árbol, estaba un mono cabrón que vio todo lo que había pasado. Éste se baja muy rápido y va tras la pantera para contarle todo lo que vio. Al escuchar aquello, la pantera, muy enojada, le ordena al mono:
- Súbete, vamos a buscar a ese maldito perro para ver quién se come a quién.
El perro mariquita se da cuenta que la pantera viene, con el simio trepado, dispuesta a todo. En un instante, el perro adivina que el mono fue con el chisme pero en lugar de correr, se da la vuelta como si no hubiera visto nada y se pone a leer un periódico. Cuando la pantera ya lo iba a atacar, el perro se queja:
-¡Puto mono de los cojones!!!, hace como media hora que lo mandé por otra pantera y todavía no regresa!

Tags: panteras, perros, monos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de buenos, largos, profesiones

Un pasajero le toca el hombro al taxista para hacerle una pregunta.
El taxista grita, pierde el control del coche, casi choca con un camión, se sube a la acera y se mete en un escaparate haciendo pedazos los vidrios.
Por un momento no se oye nada en el taxi, hasta que el taxista dice:
- Mire amigo, jamás haga eso otra vez!!!. Casi me muero del susto!!!!.
El pasajero le pide disculpas y le dice:
- No pensé que fuera a asustarse tanto si le tocaba el hombro.
El taxista le dice:
- Lo que pasa es que es mi primer día de trabajo como taxista.
- ¿Y qué hacía antes?.
- Fui chófer de un coche funerario durante 30 años.

Tags: taxistas, funerarias

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de niños, malos

Un hijo de 35 años le dice a su madre:
-Mamá, he tenido un sueño horroroso. Soñé que estaba toda la casa llena de sal y en la siguiente imagen salías tu dándome de mamar. No es que esté preocupado, pero me parece un sueño muy extraño.
-Hijo, - dice la madre - de los sueños no tienes que preocuparte, basta con saber interpretarlos y quedarte con el mensaje.
-Y, en este caso, ¿cuál sería el mensaje, mamá?
-Muy sencillo, hijo mío: ¡SAL DE CASA, MAMON!

Tags: sueño, sal, casa, mamar, mensaje

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+