XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de compras

Chiste de matrimonios, buenos

Un grupo de hombres estaba en el sauna de un club, cuando de repente, un móvil que estaba sobre uno de los bancos de madera empieza a sonar.
Uno de los hombres lo coge y comienza a hablar:
- ¿Si?
- Hola cariño
- Hola
- ¿Estás en el sauna?
- Si
- Estoy en frente, en la tienda de ropa con un visón magnífico... precioso!!!
¿Puedo comprarlo?
- ¿Y cuanto cuesta?
- 2.500 euros nada más...
- Bueno, está bien, cómpralo si tanto te gusta...
- Ahhh y acabo de pasar por un concesionario Mercedes y vi el último
modelo que salió al mercado.
Es fantástico. Hablé con el vendedor y me dijo que nos hace precio de
amigo... y como tenemos que cambiar el Audi que compramos el año pasado...
- ¿Y cuánto es el precio de amigo?
- Mi amor son sólo 44.000 euros...
- Bueno, como tenemos dinero para gastar... Vale, pero por ese precio lo
quiero con todos los extras posibles.
- Y escúchame... antes de colgar... otra cosita...
- ¿Que?
- Hoy por la mañana pasé en frente de la inmobiliaria y vi que la casa que
vimos el año pasado... está en venta. ¿Te acuerdas? Aquella con piscina,
jardín y asador, completamente aislada en frente de aquella playa paradisiaca?
- ¿Y cuánto están pidiendo?
- Solamente 550.000 euros...¿increíble no?
-Bueno, como no tenemos todavía muchas casas, podes comprarla. Pero paga como máximo
525.000 euros, vale?
- Vale mi vida... Gracias... !!!Te quiero!!!!
- Ciao... yo también...
Después de cortar el hombre se dirige al grupo de amigos en la sauna y grita:
- ¿De quien es este móvil?

Tags: buenisimos, millonarios, saunas, compras

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de buenos, largos

En una ocasión se encontraron tres locos en un desierto. Llevaban varios días de recorrido y no habían encontrado nada para comer y mucho menos para beber. Después de cinco días, los tres locos encontraron un coche viejo en medio del desierto, uno de los locos pregunta:
- ¿Para qué nos puede servir este coche?
El segundo le contesta:
- Yo no sé, pero tiene que servir para algo.
A lo que el tercero le responde:
- Yo me voy a llevar un asiento para sentarme cuando me canse.
Le dice el segundo:
- Yo me voy a llevar el radiador para tomar agua cuando tenga sed.
El primer loco dice:
- Pues, yo me voy a llevar una puerta.
Y los otros locos le dicen:
- ¿Una puerta? ¿Y para qué?
A lo que el primer loco le contesta:
- ¡Para bajar los cristales cuando tenga calor!

Tags: locos, desiertos, coches

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+