XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de dracula

Otros chistes

Chiste de animales, largos, buenos

Un hombre rico pasea por el parque con sus dos perros dóberman que le han costado una millonada y que están superentrenados para pelear con otros perros. De pronto ve a un vagabundo despeinado con un perro pulgoso y maloliente, para reirse de él le reta:
- Te hecho una pelea un solo perro mío con el tuyo.
El vagabundo le responde:
- No, mejor tus dos perros contra el mío.
El hombre rico acepta y comienza un gran combate.
Cuando termina todo con los dos dóberman muertos, el rico rompe a llorar junto a los cadáveres diciendo:
- Mis perros, me costaron 100.000 euros cada uno.
El vagabundo responde:
- ¬Ņ ¬°Y t√ļ qu√© crees que a mi me regalaron la cirug√≠a pl√°stica de mi cocodrilo...?

Tags: perros, cocodrilo, ricos, vagabundos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos, ancianos

Una mujer lleva a un beb√© reci√©n nacido al doctor. La enfermera los hace pasar al consultorio. Cuando el m√©dico se presenta, examina al ni√Īo, mide su peso y descubre que esta debajo del peso normal.
Pregunta si lo alimenta con biberón o con el seno materno.
- Seno materno, responde la se√Īora.
- Por favor se√Īora, dice el doctor, desc√ļbrase los pechos.
La mujer obedece, y el médico toca, aprieta, palpa y oprime ambos pechos, en un examen detallado.
Luego le indica a la se√Īora que se cubra y le dice:
- Con raz√≥n el ni√Īo pesa poco, Se√Īora, ¬°usted no tiene leche!
- Ya lo sé. Soy su abuela ¡pero estoy tan contenta de haber venido!

Tags: doctores, bebes

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de vecinos, internacionales, largos, buenos

Un tipo fue a visitar a su amigo y vecino japonés que había sido víctima de un grave accidente automovilístico. Estaba en la UCI.
Al llegar encontró al nipón todo entubado. Un tubo por aquí, un tubo por allá… Cables por todas partes.
Se quedó allí parado, en silencio, al lado de la cama del amigo de ojitos rasgados, que se hallaba sereno y reposando con todas aquellas mangueras conectadas
a su frágil cuerpo. De repente, en un momento dado, el japonés despierta y con los ojos casi fuera de órbita, grita:
 - ¡ SAKARO AOTA NAKAMY ANYOBA, SUSHI MASHUTA!
Dicho esto, suspiró y pasó a mejor vida.
Las √ļltimas palabras de su amigo muerto, quedaron grabadas en la mente de nuestro protagonista. En el funeral del japon√©s, el individuo en cuesti√≥n se
aproximó a la madre y a la viuda y les dijo abrazándolas:
¬†- Se√Īora Fumiko y se√Īora Shakita, nuestro querido Fuyiro, segundos antes de su fallecimiento, me dijo estas palabras que no consigo olvidar:¬† ‚ÄĚ ¬° SAKARO
AOTA NAKAMY ANYOBA, SUSHI MASHUTA!‚Ä̬†¬† Y no s√© qu√© quieren decir.
La madre de Fuyiro se desmayó casi al instante, y la viuda miró asustada al vecino.
El tipo insiste:
¬†- ¬ŅQu√© quieren decir esas palabras, se√Īora Shakita.
La viuda lo miró con rabia y respondió:
- "¬°NO PISES LA MANGUERA DEL OX√ćGENO, ANIMAL!"

Tags: entierros, funerales, idiomas, japoneses

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+