XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de idiomas

Chiste de vecinos, internacionales, largos, buenos

Un tipo fue a visitar a su amigo y vecino japonés que había sido víctima de un grave accidente automovilístico. Estaba en la UCI.
Al llegar encontró al nipón todo entubado. Un tubo por aquí, un tubo por allá… Cables por todas partes.
Se quedó allí parado, en silencio, al lado de la cama del amigo de ojitos rasgados, que se hallaba sereno y reposando con todas aquellas mangueras conectadas
a su frágil cuerpo. De repente, en un momento dado, el japonés despierta y con los ojos casi fuera de órbita, grita:
 - ¡ SAKARO AOTA NAKAMY ANYOBA, SUSHI MASHUTA!
Dicho esto, suspiró y pasó a mejor vida.
Las √ļltimas palabras de su amigo muerto, quedaron grabadas en la mente de nuestro protagonista. En el funeral del japon√©s, el individuo en cuesti√≥n se
aproximó a la madre y a la viuda y les dijo abrazándolas:
¬†- Se√Īora Fumiko y se√Īora Shakita, nuestro querido Fuyiro, segundos antes de su fallecimiento, me dijo estas palabras que no consigo olvidar:¬† ‚ÄĚ ¬° SAKARO
AOTA NAKAMY ANYOBA, SUSHI MASHUTA!‚Ä̬†¬† Y no s√© qu√© quieren decir.
La madre de Fuyiro se desmayó casi al instante, y la viuda miró asustada al vecino.
El tipo insiste:
¬†- ¬ŅQu√© quieren decir esas palabras, se√Īora Shakita.
La viuda lo miró con rabia y respondió:
- "¬°NO PISES LA MANGUERA DEL OX√ćGENO, ANIMAL!"

Tags: entierros, funerales, idiomas, japoneses

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de animales

Una pareja de novios van por el campo. Ella va vestida todo de rojo. Se les aparece un toro. Ella queda petrificada. El echa a correr. Se sube a un √°rbol y le dice la muchacha:
-¡ Quítate el vestido! Así no te entrará.
La joven se quita el vestido y se queda en bragas y sujetador, que también son rojos. El toro baja la cabeza y comienza a bufar. El novio, desde el árbol le dice a la muchacha:
-¬°Quita las bragas y el sujetador!
La joven se quita bragas y sujetador. El toro levanta la cabeza y se le estira la herramienta. El novio., al ver el tama√Īo del aparato le dice a la muchacha:
-Prep√°rate para lo peor.
La muchacha, asustada, pregunta a su novio:
-¬ŅMe va a entrar?
-T√ļ sabr√°s, Marta, t√ļ sabr√°s.

Tags: toros, ropa, parejas

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de infidelidad, largos, buenos, verdes, matrimonios

Esto es un tipo que liga en un bar y se va con su nueva pareja en su coche a un parque. Y claro, ocurre lo que ocurre. Al cabo de cinco minutos de acabar, la mujer le dice que quiere repetir, asi que otra vez... Cuando acaban, la mujer necesita tan solo un par de minutos para recuperarse y querer volver a ser satisfecha, asi que el tipo hace lo que puede. Obviamente ella no esta contenta, y le dice que quiere otro. El pobre hombre no puede mas y le dice que necesita un descanso, asi que sale del coche y se va a dar una vuelta. Y da la casualidad de que muy cerca en la carretera ve a un coche parado y un tipo cambiando una rueda.
-Hola, buenas noches.
-Muy buenas.
-Mire, es que he ligado con una chica incansable que me ha dejado agotado, pero el caso es que me gustaria quedar bien con ella... que le parece si yo le cambio la rueda de su coche, mientras usted le hace el amor? Luego le dice que se da a dar una vuelta para descansar, y volvere yo, sin que ella se de cuenta del cambio.
-Pues claro que acepto! Donde esta ella?
-Ahí, en un coche, detras de ese arbol. Total, que el segundo tipo se va al coche, entra, y sin decir una palabra reanuda la tarea, pero a los cinco minutos son interrumpidos por un policía que alumbra el interior del coche con una linterna y les grita:
-A ver, ustedes, que hacen aquí a las tres de la madrugada?
-Que pasa, que no puedo hacerle el amor a mi mujer?
- Y por que no se van a casa?
-Es que hasta que usted no nos dio luz, no sabia que era mi mujer...

Tags: coches, insaciables

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+