XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de jueces

Chiste de cortos, buenos, navidad, ladrones

Como el juez prometió ser suave por Navidad, le pregunta a un acusado:
- Hombre! bienvenido a mi juzgado, ¬ŅDe qu√© se le acusa?¬Ņquiere un caf√©? Guardias traigan un caf√©!
- Se√Īor, me acusan haber hecho mis compras navide√Īas con anticipaci√≥n.
- Hombre, pero eso no es un delito, ¬ŅCon cu√°nta anticipaci√≥n las compr√≥ usted?
- Antes que abrieran la tienda.

Tags: jueces, juez, navidad, tiendas

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de matrimonios, cortos, malos, verdes

En una demanda de divorcio, el juez pregunta a la demandante:
- Se√Īora ¬Ņest√° usted segura de lo que est√° pidiendo? ¬ŅQuiere el divorcio por COMPATIBILIDAD DE CARACTERES? ¬ŅNo ser√° lo contrario?
La mujer le contesta al juez:
- ¬°No, se√Īor juez! Es por COMPATIBILIDAD. A m√≠ me gusta el cine, y a mi marido tambi√©n. Me gusta ir a la playa, y a √©l tambi√©n. Me gusta ir al teatro, y a √©l tambi√©n. A m√≠ me gustan los hombres... ¬°y a √©l tambi√©n!

Tags: divorcios, jueces, juez

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de cortos, malos, ancianos, amigos

Pepe y Manolo son dos amigos de la tercera edad que se veían en el parque todos los días para alimentar a las palomas, observar a las ardillas, discutir los problemas del mundo, etc. Pero un día Pepe no llegó.
Manolo no se preocupó mucho pensando que quizá estuvo resfriado o algo parecido. Pero después de una semana, Manolo realmente se preocupó, no sabía dónde vivía Pepe, por lo que no podía averiguar qué le había pasado.
Pasado un mes, Manolo fue al parque y sorpresa; allí estaba Pepe.
Manolo se alegró tanto de verlo que le dijo:
Por lo que más quieras Pepe, dime qué te pasó.
Pepe le contestó: He estado en la cárcel.
¬ŅEn la c√°rcel?, replic√≥ Manolo. ¬ŅQu√© te pas√≥?
Bueno, dijo Pepe, ¬Ņconoces a Angelines, la linda camarera rubia de la cafeter√≠a donde voy a menudo?
Claro, dijo Manolo... la recuerdo. ¬ŅQu√© pasa con ella?
Bueno, un d√≠a me demand√≥ por violaci√≥n. A mis 87 a√Īos, yo estaba tan orgulloso que... cuando fui al juzgado, me declar√© culpable.
... Y el maldito Juez me condenó a 30 días de cárcel por mentiroso.

Tags: viejos, jueces

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Otros chistes

Chiste de Jaimito, ancianos

Un dia Jaimito y su abuela se van de paseo. Jaimito vio una botella de agua en el suelo, la coge y le dice su abuela:
- Jaimito suelta eso, las cosas del suelo no se cogen.
Jaimito la soltó y siguieron caminando. De repente Jaimito ve una bolsa de plástico en el suelo la coge y le dice su abuela:
- Jamito las cosas del suelo no se cogen.
Jaimito la soltó y siguieron caminando de repente su abuela se cae. Su abuela le dice:
- Jaimito!!! ayudame que me he caído.
Pero Jaimito le responde:
- No,no las cosas del suelo no se cogen abuela.

Tags: paseos, abuelas

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de borrachos, largos, buenos

Un borracho estaba en el bar cuando el camarero decide echarlo porque es hora de cerrar. El hombre se levanta de la silla y se cae de cara al suelo, entonces decide arrastrarse hasta la vereda para tomar un poco de aire. En la vereda intenta levantarse de nuevo pero vuelve a caer golpeándose ahora las narices contra el bordillo. Viendo que no podía caminar, siguió arrastrándose hasta llegar a su casa. Entra en casa y otra vez intenta levantarse sin éxito. Así que llega arrastrando hasta el borde de su cama, apoyándose en la mesita de noche consigue incorporarse pero rápidamente cae de boca en la cama y queda felizmente dormido.
A la ma√Īana siguiente le despiertan los gritos de su esposa:
- Otra vez! Otra vez si verg√ľenza! Has vuelto a beber otra vez!
El esposo pone cara de inocente y dice:
- No no... yo ya no bebo...
A lo que la mujer interrumpe diciendo:
- No lo niegues, cobarde! Si han llamado esta ma√Īana temprano del bar para decirme que otra vez te olvidaste la silla de ruedas!

Tags: alcohólicos, bares

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+