XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de ligues

Otros chistes

Chiste de amigos

Estos son dos amigos que se encuentran y uno le dice al otro.
¿Cómo estás?
- Muy mal chico, al borde del suicidio.
- ¿Y cómo es eso?
- Es que en la fábrica donde trabajo han hecho suspensión de pagos.
- ¡Ostras que fuerte!, pero tanto como para matarse.
- Si bueno….pero es que hay más. Mi hijo se ha dado a la bebida y llega a casa todos los días borracho. Mi hija se ha ido de casa. Mi suegra se pincha…….Mira si estoy desesperado, que si mi mujer se va a vivir con otro hombre, me voy a vivir con ellos.

Tags: crisis, suicidios

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de largos, buenos, animales, amigos, verdes, médicos

Van dos colegas por la selva y uno se va a mear. Al rato, el que se ha quedado esperando oye los gritos de auxilio del que se ha ido a mear, éste va corriendo a ver que le pasa.
Al llegar le dice:
- ¿Qué te pasa?
- Que estaba meando y me ha picado una serpiente en la punta del nabo.
- Voy a llamar a el médico haber que me dice.
El caso es que éste llama al médico y le dice:
- Doctor, que a mi amigo le ha picado una serpiente en la punta del nabo, ¿qué hago?
- Tranquilo, solo tienes que succionar hasta que salga todo el veneno.
Entonces el amigo dolorido le pregunta:
- ¿Qué te a dicho el doctor?
A lo que su amigo le contesta:
- Te vas a morir tío...

Tags: serpientes, doctores

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de verdes

Un cura recién ordenado se confiesa por primera vez con su obispo:
- Dime hijo mío ¿qué tal has llevado los votos durante esta tu primera semana?
- Verá eminencia, en cuanto a la pobreza he regalado mi hábito y me visto con uno que ya había desechado, mis sandalias están rotas y llenas de agujeros y doy la mitad de mi comida a los pobres que vienen al comedor.
- Muy bien, hijo mío, muy bien, continúa.
- En cuanto a la obediencia hago cualquier cosa que me mande cualquier otro padre sin pensar en si es justo o adecuado, dando gracias al Señor por tener el privilegio de obedecer.
-Muy bien, hijo mío, excelente, excelente.
-Finalmente, eminencia, en esta semana he hecho el amor con 37 mujeres.
El obispo casi se cae de la silla y con ojos desorbitados pregunta:
- Pero ¡hijo mío! ¡¿y el voto de castidad?!
El curilla, asustado y con cara de perplejidad responde:
- Pero... ¿no era voto de cantidad?

Tags: votos, curas, obispo, confesionarios, confesiones

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+