XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de manos

Otros chistes

Chiste de buenos

En el manicomio, un loco gritaba:
- ¡Yo soy el enviado de Dios!
Se le acerca otro loco y le dice:
- No, ¡Yo soy el enviado de Dios!
Y así, los dos locos discuten.
Entonces, se acerca un tercer loco, y les pregunta:
- ¿Qué pasa aquí?
Y el primer loco dice:
- ¡Yo soy el enviado de Dios!
Y el segundo dice:
- No, ¡Yo soy el enviado de Dios!
Entonces, el tercer loco dice:
- Un momento... ¡Yo no he enviado a nadie!

Tags: psiquiátricos, locos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de buenos

Pepito llora desconsoladamente en el autobús. Un
pasajero se enternece:
- ¿Por qué lloras pequeño?
- ¡Es que se me ha perdido mi pelotita!
- No te preocupes. Yo te la busco...
Al cabo de un rato todos los pasajeros del autobús se solidarizan y empiezan a buscar la pelota sin resultados. Después de 3 horas:
- Lo siento pequeño, hemos buscado por todos Iados y no Ia hemos encontrado.
- Bueno, da igual.
Pepito se mete el dedo en la nariz mientras dice:
- Ya me hago otra...

Tags: pelotas, autobuses

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+