XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de miedo

Otros chistes

Chiste de buenos, suegras, matrimonios

Durante un atraco a un Banco, después de haber obtenido un buen botín y antes de darse a la fuga, el atracador muy nervioso, pregunta a un rehén:
- ¿Tú me has visto robar este Banco? El rehén asustado le dice que sí, y el atracador le pega un tiro en la cabeza. Después se vuelve al resto de rehenes apuntándoles y pregunta a dos mujeres y un hombre:
- ¿Me habéis visto robar este Banco? Y el hombre, responde:
- Yo no he visto nada, pero mi mujer y mi suegra no han perdido detalle.

Tags: atraco, asesinatos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de buenos, profesiones

Un taxista pincha una rueda en frente a un manicomio. El taxista se dispone a cambiar la rueda, con tan mala suerte que no se da cuenta que las tuercas se le fueron por una alcantarilla de agua, al darse cuenta no sabe que hacer.
A todo esto hay un loco que estaba observando lo que le sucedía al taxista. Entrando en conversación el loco con el taxista, dicen:
- Señor, qué le paso?
- Perdí las tuercas en la alcantarilla, y no se como voy a ajustar la rueda de auxilio.
- Aaaaaah, ya entiendo, por qué no saca una tuerca de cada una de las 3 ruedas y se la pone en la de auxilio.
- Pues tiene usted toda la razón. Muchas Gracias! Le puedo hacer una pregunta?
- Si claro.
- Por qué está encerrado en el manicomio? Es inteligente usted, al darme la idea de las tuercas.
- Bueno... esque yo estoy encerrado por loco, no por estúpido.

Tags: locos, taxis, coches, taxistas

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de verdes, buenos, matrimonios, médicos

- Verá doctor, tengo un problema. Cuando hago el amor con mi mujer, me da la impresión de que no siente nada. Algunas veces incluso se duerme.
- Eso tiene una explicación científica. Algunas mujeres en estado de excitación se acaloran tanto que les es imposible sentir nada. Trate de hacer el amor y abanicarla al mismo tiempo.
- Gracias doctor.
Y esa noche así lo hizo. Pero cuando atendía al abanico no atendía a lo otro. Así que contrató a un negro para que abanicase a su señora.
- Venga, negro, abanica. ¿Sientes ahora Maruja?.
- No, nada.
- ¡Más fuerte negro! ¿Y ahora, Maruja?
- Nada, nada.
- Negro, trae el abanico y ponte tú.
El negro se situa encima de Maruja y el marido abanicaba.
- ¿Y ahora Maruja? ¿Sientes?
- Siiiiiiií, siiiiiiiiiií, ahora siiiiiiií!
- ¿Ves negro? ¡No sabes ni abanicar!

Tags: negros, doctores

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+