XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de Thermomix

Otros chistes

Chiste de matrimonios, largos

una gitana le pregunta a una pija ¬Ņ y a ti que te ha regalado tu marido? y la pija dice: me a regalado un yate y la gitana dice me encantaaa
la gitana le pregunta a otra pija ¬Ņ y a ti que te ha regalado tu marido?y la pija dice :un avi√≤n privado y la gitana dice me encantaaa
la gitana le pregunta a otra pija ¬Ņ y a ti que te ha regalado tu marido? y la pija dice: una limusina
la pija y la gitana dice me encantaaa
Al final le pregunta a la gitana ¬Ņ y a ti que te ha regalado tu marido? y la gitana dice: unprofesor y la pija dice: ¬Ņ un profesor? y la gitana dice: si un profesor antes decia altobus ahora digo autobus antes decia fulgoneta y ahora digo furgoneta antes decia me la suda el co√Īo y ahora digo me encantaaa

Tags: gitanos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de verdes, religión

Una chica de buen ver va a confesarse. El cura se le queda mirando a los senos y para refrenar su deseo
le dice:
- Por favor hija, vayase.
Al dia siguiente vuelve la se√Īora a confesarse y vuelta a pasar lo
mismo. Al dia siguiente sigue el cura la misma pauta y defendiendo sus
derechos de parroquiana le pregunta al cura:
- Pero padre, es que no tengo el Derecho Divino?
- Si hija mia, y el izquierdo tambien!!

Tags: confesionarios, confesiones, senos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de animales, buenos

El c√©lebre violinista polaco Juan Petnicoft, de paseo por la selva de √Āfrica, se pierde.
De pronto, ¬°ve un le√≥n! El violinista recuerda el dicho: ‚ÄúLa m√ļsica calma a las fieras‚ÄĚ.
Desenfunda su violin y desgrana una bellísima melodía.
Comienzan a acercarse otros leones. Lentamente, se han acercado docenas de leones. Se ha formado una verdadera platea de leones sentados alrededor del violinista.
- ¡Dios mío, jamás pensé que este violín iba a salvarme la vida!
En ese momento, un león enorme aparece de entre
los arbustos. De un empujón, aparta a los leones que estaban sentados, se arroja violentamente sobre el violinista y se lo come.
Uno de los leones, todavía conmovido, comenta:
-¡Mierda! ¡Ya sabía yo que el sordo nos iba a arruinar el concierto!

Tags: leones, violinista, violines, africanos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de buenos, verdes, inform√°tica

Una consultora inform√°tica, que estaba ayudando a un hombre a configurar su ordenador, le pregunta qu√© palabra le gustar√≠a utilizar como contrase√Īa para entrar en su sistema. Con la intenci√≥n de ponerla en una situaci√≥n embarazosa, √©ste le dice que escriba PENE con may√ļsculas.
Ella, sin inmutarse ni decir una palabra, introduce la contrase√Īa. De pronto, la chica casi se desternilla de la risa ante la respuesta del ordenador:
"Contrase√Īa rechazada. No es suficientemente larga".

Tags: ordenadores

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de buenos, largos, animales

Había una vez un rey que quería ir a pescar. Llamó al meteorólogo real y preguntó por el pronóstico del tiempo para las próximas horas. El meteorólogo le aseguró que no había ninguna posibilidad de lluvia en los próximos días.

Así que el rey fue a pescar con su esposa, la reina. En el camino se encontró con un granjero que iba en su burro. Al ver al rey, el granjero le dijo:
- Su Majestad, debe regresar al palacio de inmediato porque en poco tiempo una gran cantidad de lluvia caer√° en esta zona.

El rey hizo caso omiso confiando en su pronosticador profesional del tiempo. Así que siguió su camino.

Poco tiempo después una lluvia torrencial cayó del cielo. El rey y la reina quedaron totalmente empapados y su séquito se rió al verlos en ese estado tan vergonzoso.

Furioso, el rey regresó al palacio y dio la orden de despedir al profesional. Entonces convocó al granjero y le ofreció el prestigioso y muy bien pagado trabajo de pronosticador real.

Pero el granjero le contestó:
- Su Majestad, no sé nada de previsiones, obtengo mi información de mi asno, si veo las orejas de mi asno caer, significa con certeza que lloverá.

Así que el rey contrató al burro. Y así comenzó la práctica de contratar burros para trabajar en el gobierno y ocupar las posiciones más altas e influyentes.

Tags: reyes, burros, campesinos

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+