XUso de cookies:Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies

Buscador de chistes

Chistes de zumos

Otros chistes

Chiste de borrachos, largos, ladrones

Un atraco a una joyería La policía, como no, acude rápidamente al lugar de lo hechos, tras varias horas
inspeccionando la zona, ni una sola pista. En esto que comenta el guardia a su compa√Īero:
- No podemos presentarnos ante el jefe con las manos vac√≠as, ya sabes que tiene muy mala leche ¬Ņqu√© hacemos?
El compa√Īero se queda mirando un rato el lugar, y en un portal cercano ve durmiendo pl√°cidamente un borracho, y dice:
- ¬°Ya est√°!, principal sospechoso el borracho
Se lo llevan a comisaría. Una vez allí, comienza el interrogatorio por parte de "cabreado" inspector:
- Muy bien simp√°tico ¬Ņd√≥nde est√°n las joyas? (el borracho ni palabra)
-¬ŅQue d√≥nde est√°n las joyas, no disimule? (y el borracho medio dormido, ni palabra)
Tras preguntarle unas 10 veces, y lógicamente no encontrar respuesta, dice:
- ¡Guardia tráigame un caldero de agua fría, verá como se espabila éste!
Le coge la cabeza al borracho y comienza a meterla en el caldero mientras le pregunta una y otra vez:
- ¬ŅD√≥nde est√°n las joyas? ¬°colabore! ¬Ņd√≥nde est√°n la joyas?
El borracho comienza a despertar, y tras unos minutos, y sin entender nada de lo que pasaba, grita:
- ¬°Contraten un buzo por favor, que yo no las encuentro!

Tags: policías

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+

Chiste de informática, abogados, religión, largos

Un día se murió un experto en programación y automatización de sistemas. Llevaba una vida ejemplar, pero no creía en Dios, por tanto lo mandaron al infierno. Era muy bueno programando y en poco tiempo arregló todos los desperfectos en el infierno, dejando todo que funcionara en forma automática, sin tener que resetear los equipos.
Instaló acondicionadores en las oficinas, cafeteras automáticas, sistema multicanal de TV en todos los departamentos y puso a funcionar muchos otros servicios. Dios al enterarse de todo esto lo quiso transferir al paraíso, pero el Diablo se opuso. Dios se molestó y le dijo:
- ¬°Te voy a demandar!
- Sí, como no, dijo el Diablo con sarcasmo.
- ¬ŅY d√≥nde encontrar√°s un buen abogado, si en el para√≠so no hay ninguno?

Tags: cielo, infierno, programadores

Comparte o comenta este chiste en Facebook, Twitter o Google+